Glosario 03. Performatividad (según John L. Austin y Roland Barthes)

El concepto “performatividad”  hace referencia a la capacidad de algunas expresiones de convertirse en acciones y transformar la realidad o el entorno.
En 1955, el filósofo estadounidense John L. Austin (1911-1960), dictó una serie de conferencias en la Universidad de Harvard en las que reflexionaba sobre un tipo de expresiones que más que describir o enunciar una situación parecían constituir, en sí mismas, una acción. En la primera conferencia que llevaba el título “¿Cómo hacer cosas con las palabras?” llamó a dichas expresiones “performativas” (en español se ha traducido a veces como “realizativas”). Austin señaló que verbos como “jurar”, “declarar”, “apostar”, “legar”, “bautizar”, etc. producían oraciones que , de por sí,  eran ya una acción. Un ejemplo muy sencillo podría ser cuando un juez dice: “Yo os declaro marido y mujer”. Al pronunciar la frase, el matrimonio se constituye y, obviamente, esto cambia la realidad que existía hasta entonces. Convencionalmente, se considera que esta serie de conferencias dan origen al concepto “performatividad”.
En 1968, Roland Barthes, en su famoso artículo “La muerte del autor” recurre a la idea  de performatividad de Austin para reflexionar acerca de la escritura: “…es que escribir ya no puede seguir designando una operación de registro, de constatación, de “pintura” ( como decían los Clásicos) sino que más bien es lo que los lingüistas, siguiendo la filosofía oxfordiana, llaman performativo, forma verbal extraña (que se da exclusivamente en primera persona y en presente) en el que la enunciación no tiene más contenido (más enunciado) que el acto por el cual ella misma se profiere” (1994 : 68-9).  Así, podemos pensar que escribir es, ante todo, una forma de hacer, de producir distintas realidades. Lo interesante es que quien lleva a cabo esta acción no es el Autor (esa figura en la que se concretan la individualidad, la genialidad, la heroicidad, etc. características del sujeto moderno) sino el lector o espectador quien, a través de la lectura, da sentido, construye y encarna en su presente aquello que se ha escrito. Al leer,  el texto se hace realidad como experiencia de quien lo lee. De esta manera, al señalar la muerte del Autor y el nacimiento del lector, Barthes revela una característica más de lo performativo: lo que las palabras hacen es producir una subjetividad, es decir, una forma concreta de ser consciente y  de entender el mundo.
Cuestiones:
-    ¿Alguna vez has tenido la sensación de que una obra de arte ha cambiado tu forma de percibir la realidad?
-    ¿Hay alguna obra de arte que reconozcas como parte de tu memoria individual, de tu experiencia vital?
Para seguir leyendo:
-    AUSTIN, J.L., 1998, Cómo hacer cosas con las palabras, Paidós, Barcelona
-    BARTHES, R., 1994, “La muerte del Autor”, en El susurro del lenguaje, Paidós Comunicación, Barcelona

J. C-S.

2 respostes a “Glosario 03. Performatividad (según John L. Austin y Roland Barthes)”

  1. [...] Nueva entrada en el blog Graner Teóric dedicado al concepto PERFORMATIVIDAD (según John Austin y Roland Barthes) [...]

  2. [...] largo de la segunda mitad del s.XX la definición del concepto “performatividad”  que propuso John L. Austin, se fue afinando y distintos pensadores fueron revelando nuevos significados y nuevas posibles [...]